30 oct. 2012

El fuego de la envidia


Siempre me molesto que las personas tuvieran envidia, pero ahora no se si es que me moleste mas bien me da pena. A veces las personas no pueden conseguir lo que desean y cuando alguien más lo consigue es cuando ese dolor, esa bronca, esas ganas de tener lo que quieren se transforma en fuego, en el fuego de la envidia. Sentir que no pueden alcanzar sus mas profundos deseos genera tristeza y vergüenza de haber fracasado pero mas alla de que duela no está mal fracasar o que lo que quieren no siempre se cumpla, es parte de la vida, pero lamentablemente el problema es cuando otra persona pudo lograr lo que ellos no y ahí es cuando la envidia les brota por los poros hasta a veces intentar derrumbarlos y hacerles creer que lo que lograron no es suficiente cuando en realidad fueron los únicos que tuvieron la fuerza y la suerte de poder lograr lo que alguna vez desearon a diferencia de los envidioso.

No hay comentarios:

Publicar un comentario